encruicijada parlamento europeo sobre los eurobonos y la corona bono

La hora de Europa

El jueves pasado cayeron las máscaras en la reunión de la comisión europea, los países del Norte con Alemania y Holanda a la cabeza han demostrado que el sur de Europa para ellos no es más que un lugar para pasar las vacaciones y tomar el sol; no quieren oír ni hablar de emitir deuda común ni nada que se le parezca. En el otro lado, un grupo de nueve países liderado por Francia, Italia y España, pedían principalmente la emisión de corona bonos: un título común de deuda respaldada por todos los países de la zona euro que permita dar un empujón a las economías más afectadas. Pero los nórdicos de lo que se olvidan, en el caso de Alemania que exporta el 14,3% de su producción al mercado común, el 6,7% en total a España, Francia e Italia ,  el caso de Holanda, que es más delicado todavía llega al 43% de sus exportaciones al mercado común  ; estos países lo que se olvidan es que  estamos en un mercado interconectado, una parálisis de los intercambios comerciales sería mortal para buena parte del tejido productivo de sus industrias.

Organismos internacionales como la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) advierten de que la pandemia reducirá el crecimiento económico mundial en 2020. En una situación como esta, los estados se ven obligados a inyectar grandes cantidades de dinero para que el sistema siga funcionando: por ejemplo, que las personas que se han quedado temporalmente sin trabajo sigan cobrando para poder pagar las facturas, o que las empresas que no pueden producir puedan pagar a sus trabajadores.

Estamos en guerra inédita , en una guerra hay que movilizar todos los recursos, promover valores como: el sentido del compromiso, la cooperación y respeto a las libertades civiles. los Estados miembros de la Unión Europea como las instituciones comunitarias tendrán que comprometerse a hacer cuanto sea necesario al respecto, si quieren estar a la altura del reto. Conviene asimismo no descuidar el resto de las organizaciones multilaterales y foros como el G20, que tienen que diseñar una respuesta concreta y conjunta.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *