Ramón y Junípero: Marca Mallorca - Saif.world

Ramón y Junípero: Marca Mallorca

En el paseo de Sagrera en Palma se levanta una estatua con unas frases en catalán, latín y árabe. En latín, se lee: “justitia procurat pacem et injuria bellum. Humilia verba sunt nuntii pacis et superba belli” que se traduce a que la Justicia trae la paz y las ofensas, guerra; las palabras humildes son anuncio de paz y las soberbias, de guerra.

Es la estatua de Ramon LLull, un intelectual laico nacido en Palma de Mallorca, desplegó una actividad filosófica, científica y diplomática en varios países del Mediterráneo y centro de Europa, independiente y sin pertenecer a ninguna corriente ideológica, institución académica ni a ningún organismo eclesiástico, se comprometió en un proyecto de mejora cultural, social, religiosa y política desde Mallorca, y tomando el mediterráneo como centro de su actividad. Propugnó el multiculturalismo moviéndose por la Europa de su tiempo, navegando por el Mediterráneo hasta el norte de África. De su esclavo sarraceno aprendió el árabe, y además del Corán conocía el Talmud.

También del gran escultor vasco-mallorquín, Horacio de Eguía, nos encontramos con otra estatua en la plaza San Francesc. Es la estatua del único español en el salón nacional de las estatuas situado en el capitolio, donde reside el poder legislativo de los estados unidos y lugar donde están representados los personajes más ilustres de esa nación. Cada Estado federado del país propone dos nombres de personajes ilustres a quienes se les inmortalizará con un monumento. La estatua de Fray Junípero está en el pasillo principal y fue propuesta por el estado de California. El registro histórico de la época de Junípero Serra sigue estando incompleto debido a la relativa ausencia de testimonios de indígenas, pero está claro que, aunque los misioneros trajeron la agricultura, cultura e idioma español a la población nativa, los indígenas de Estados Unidos sufrieron en muchas misiones de California.

Estos dos mallorquines llevaron durante los últimos siglos la bandera de mallorca por el mundo de este a oeste y de norte a sur. Son símbolos de la riqueza cultural de esta tierra, de la gran aportación de esta isla a la historia y a la humanidad. Los símbolos tienen que servir para corregir los errores, aprender de los aciertos y caminar hacia la concordia. Humilia verba sunt nuntii pacis.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *